Amsterdam reducirá el número de coffee shops, smart shops y escaparates del barrio rojo

| 10 Diciembre, 2008 | 0 Comments

Ahora si que parece que va en serio la iniciativa que desde hace unos meses propone transformar la ciudad de Amsterdam en un lugar alejado de todo lo que pueda atraer a turistas que buscan sexo o drogas.
El día 1 de Diciembre de 2008 se prohibió la venta de hongos alucinógenos con lo cual los comercios que viven de todo este tipo de productos lúdicos vio reducido de manera notable sus ingresos, algunos de ellos probablemente tendrán que cerrar pues la venta de hongos era parte fundamental de su negocio.

Ahora desde el Ayuntamiento de Amsterdam se continúa con esta cruzada y se anuncia que se cerrarán la mitad de los coffee shops (establecimientos donde se vende de manera legal derivados del cannabis y donde se puede fumar marihuana), se reducirá también el número de smart shops (especializados en la venta de de productos con propiedades alucinógenas o modificadoras de la conciencia), y se continuará con el cierre, empezado hace ya un año, de escaparates de prostitutas del barrio rojo.
El motivo alegado por el cual el Ayuntamiento ha tomado esta decisión de modificar la ciudad ha sido la lucha contra la criminalidad.
Existen en este asunto posturas enfrentadas entre quienes ven como positivo “liberar” a Amsterdam de turistas que únicamente van a comprar o consumir droga, o a ver o practicar sexo, ya que quienes allí viven no pueden ver con agrado transformada su ciudad en un mercado de sexo y drogas, siendo éste un comercio que suele atraer a delincuentes, tanto los que se dedican a traficar con drogas que son ilegales en Holanda como quienes trafican con personas para ejercer la prostitución.
Sin embargo otro grupo enfrentado al anterior opina que Amsterdam ha llegado a ser una ciudad turística no por sus canales o edificios sino por el ambiente de libertad que transmitía la ciudad gracias a su barrio rojo, a los smart shops y a los coffee shops. Esto quiere decir que perseguir a estas empresas supondrá una pérdida considerable del turismo de Amsterdam que no se recuperará con turistas que buscan la cultura u otro tipo de ocio.
Desde el Ayuntamiento se proponen cambiar la ciudad de Amsterdam así que no sólo se verán afectados los coffee shops, smart shops y el barrio rojo, también se pretende reducir el número de cines X, los salones de masajes, los supermercados, las tiendas de souvernirs, los peep shows o los locutorios. Parece que el Ayuntamiento tiene las ideas claras sobre lo que no quiere. También parece tener las ideas claras en relación a lo que quiere: galerías de arte, nuevas viviendas, cafés, etc. El tiempo dirá si es una decisión acertada.

Más artículos de Amsterdam que pueden ser de su interés:

Category: Curiosidades de Amsterdam

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.